Inicio

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor

El arqueólogo e investigador del INAH, Leonardo López Luján, detalló el origen de la pieza más famosa de toda la iconografía mexica. A pesar de que la Piedra del Sol es comúnmente conocida como calendario por llevar una cuenta del tiempo según la concepción mexica, el uso del monolito de más de 24 toneladas de peso es aún hoy una incógnita, de la cual se desprenden dos versiones.

Algunos historiadores aseguraron que se trató de un temalácatl (cilindro para el enfrentamiento gladiatorio), y otros han considerado que el monolito pudo fungir como cuauhxicalli (recipiente sacrificial), comúnmente utilizado por los mexicas para verter en su interior los corazones dados a manera de ofrenda a sus deidades.

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor - 1

Sin embargo, en su teoría, el investigador de la INAH interpretó cada uno de los círculos concéntricos de manera detallada:

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor - 2

El rostro de Tanatiuh en el centro representa al sol del mediodía.

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor - 3

El segundo círculo marca las eras previas (Viento, Jaguar, Lluvia y Agua).

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor - 4

El tercer círculo uno de los veinte días que corresponde al período de un mes Azteca.

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor - 5

El cuarto círculo marca la energía solar.

Cómo debe leerse la Piedra del Sol, según el director del Proyecto Templo Mayor - 6

El quinto círculo marca las dos gigantes serpientes de fuego que descienden hacia el poniente


Fuente: culturacolectiva.com

Imágenes: Shutterstock