Inicio

El flautista de Hamelín: la triste historia que dio origen a la leyenda

El flautista de Hamelín es una de las leyendas más recordadas a nivel mundial. Según cuenta la historia, la ciudad contrató al célebre flautista para que la liberase de una terrible plaga de ratas, utilizando las notas hipnóticas de su flauta mágica. Sin embargo, los aldeanos cuentan que los roedores no fueron los únicos atraídos por la música.

La ciudad de Hamelín se negó a pagarle al flautista por su servicio, por lo cual el flautista decidió vengarse: atrajo con su melodía a todos los niños del lugar. Encantados por las notas, los más jóvenes siguieron al flautista fuera de la ciudad y simplemente desaparecieron.

El flautista de Hamelín: la triste historia que dio origen a la leyenda - 1

Con el tiempo, la historia adquirió un sentido de miedo primordial, y el flautista se transformó en una versión fantasmal que acecha a los habitantes. Probablemente, este relato esté basado en algún incidente histórico que marcó un antes y un después en la leyenda, que grabó evidencias en las propias paredes de Hamelín.

El flautista de Hamelín: la triste historia que dio origen a la leyenda - 2

Una de las teorías de los historiadores, sugiere que los jóvenes de la ciudad fueron parte de la migración a Europa del Este, provocada por una recesión económica. De hecho, se descubrió que los apellidos más comunes en Hamelín aparecen frecuentemente en las áreas de Uckermark y Prignitz, cerca de Berlín, que se ubica como el centro de dicha migración.

El flautista de Hamelín: la triste historia que dio origen a la leyenda - 3

Otros especialistas aseguran que se estaba llevando a la juventud de Hamelín a sus festividades de verano, cuando una facción cristiana local los asaltó y masacró. Otra teoría, menos sangrienta, dice que los niños podrían haber sido llevados a los monasterios locales. Más allá de los mitos, la historia del flautista es un patrimonio cultural que conecta hoy al mundo entero.


Fuente: lanacion.com

Imágenes: Shutterstock / Wikimedia Commons