HUMANIDAD

4 maneras de convertirse en un caballero medieval

¿Quién no ha soñado alguna vez con ponerse la armadura plateada y blandir una espada a la vieja usanza de los Caballeros medievales? La figura del Caballero resulta sumamente atractiva, al representar valor, honor y bravura, además de una gran habilidad con las armas. ¿Pero cómo puede alguien convertirse en Caballero? Son varios los métodos con los que una persona puede, o podía, hacerlo:

 

El método tradicional: esta era la manera en la que un hombre se convertía en caballero durante la edad media. Primero que nada, debía nacer en una familia perteneciente a la nobleza. Por supuesto, en aquella época, para ser caballero había que ser varón. Los niños aprendían de sus padres los modales y el comportamiento de un caballero. A los 7 años se convertían en pajes al servicio de algún noble, y entre los 10 y los 14 años se convertían en escuderos y aprendices de algún Caballero. Finalmente, alrededor de los 21 años, si estaban completamente preparados para la batalla y se mostraban dignos, eran investidos Caballeros. 

Caballero del Imperio Británico: lejos de las obligaciones militares que en la antigüedad suponía ser nombrado Caballero, actualmente el Reino Unido concede el título de Caballero a las personas que se destacan de manera excepcional en su área de trabajo. La investidura la realiza la reina o algún miembro de la familia real. Solo los ciudadanos británicos pueden recibir este honor.

0905.H.Caballero

Caballero de SCA: la SCA es la “Sociedad para el Anacronismo Creativo”, una organización internacional dedicada a la investigación y recreación de las artes y habilidades de Europa medieval. Entre sus muchas actividades, se encuentra por supuesto la Caballería. Los miembros de la SCA siguen el mismo código de comportamiento de los Caballeros medievales, desarrollan sus habilidades de combate y asumen su personaje medieval, de ese modo pueden acceder al título de Caballero. 

Otros métodos: así como la SCA, existen otras organizaciones que promueven los ideales de la caballería. También es posible acceder al título de Caballero uniéndose a ciertas organizaciones cívicas y religiosas; y por último, es incluso posible convertirse en Caballero pagando la membrecía de ciertas organizaciones que ofrecen el título de Caballero a modo de recompensa.


Fuente: es.wikihow.com

Imagen: Shutterstock