HUMANIDAD

Expertos logran resolver el misterio de la momia que grita

Investigadores egipcios, junto al mediático Zahí Hawass, lograron resolver uno de los misterios de la civilización faraónica: la “momia de la mujer que grita”. Mediante una tomografía computarizada, pudieron descifrar que esta persona sufría de arteriosclerosis, enfermedad que se produce cuando las arterias que llevan oxígeno y nutrientes al corazón se endurecen, provocándole un ataque al corazón.

 

Este cadáver fue hallado en el escondite de momias reales descubierto en 1881 en Deir el Bahari, ciudad de Luxor, a 600 km de El Cairo. Tras su fallecimiento, la mujer permaneció con las piernas cruzadas y flexionadas, la cabeza inclinada hacia la derecha y la mandíbula desencajada, creando una expresión de dolor y espanto.

MOMIA DE MUJER QUE GRITA

Los investigadores creen que esta mujer podría haber sido hija del faraón Seqenenre Tao -el “Bravo”-, por lo que se esperan resultados de ADN. Según los estudios, falleció a la edad de 60 años, con un estado arteriosclerosis muy avanzada y extendida a través de su cuerpo. Quienes prepararon su cuerpo, colocaron materiales caros y envolvieron a la momia para eternidad en lino blanco.


Fuente: ellitoral.com

Imágenes: Shutterstock / ellitoral.com