HUMANIDAD

Gigantesca isla de piedra pómez viaja a la deriva

El 7 de agosto, en las cercanías de Tonga, un país insular de Polinesia, hizo erupción un volcán submarino. El hecho no tuvo mayores repercusiones, hasta que navegantes australianos que atravesaban la región comenzaron a reportar avistamientos de una extraña aglomeración sobre las aguas del Océano Pacífico. Lo que los navegantes observaban era una isla de piedra pómez de 150 kilómetros cuadrados, equivalente a 20 mil canchas de fútbol.

La piedra pómez es una roca muy liviana y llena de burbujas de aire, por lo que puede flotar en el agua. Esta se produce cuando el magma volcánico se enfría rápidamente, lo que ocurrió con la erupción del volcán submarino el 7 de agosto. Esta masa de piedra pómez es tan grande que los navegantes que se encuentran con ella en su camino creen que la superficie entera del océano se ha convertido en tierra.

Este tipo de fenómeno se ha reportado anteriormente, son como islas en el medio del océano que la gente se topa una vez y que no puede volver a encontrar. Actualmente, la isla de piedra pómez se dirige hacia Fiyi y probablemente pase frente a Nueva Caledonia y Vanuatu. Es posible que llegue hasta Australia, en donde su llegada podría reabastecer de vida a la Gran Barrera de Coral.


Fuente: bbc.com

Imágenes: NASA / YouTube