CIENCIA Y TECNOLOGÍA

La NASA comprobó que la Luna nació del choque de dos planetas

La revista Proceedings of the National Academy of Sciences, publicó un estudio de la NASA que analizó rocas lunares recogidas hace 50 años por las misiones Apolo, y logró llegar a la conclusión de que la Luna se originó a partir de una colisión planetaria. “Hay una gran diferencia entre la composición elemental moderna de la Tierra y la Luna y queríamos saber por qué. Ahora sabemos que la Luna era muy diferente desde el principio, y probablemente se deba a la teoría del gran impacto”, explicó Justin Simon, científico de la NASA y coautor de la investigación junto a Anthony Gargano.

Según la teoría del gran impacto, la Luna se formó como resultado de una colisión entre el planeta Tierra y un protoplaneta, del tamaño de Marte, llamado Theia, nombre derivado de la mitología griega que alude a titánide, madre de Selene, la diosa lunar. Esta teoría fue propuesta por primera vez en 1974, y postula que el protoplaneta Theia se formó en la misma órbita planetaria que la Tierra. Tras 20 o 30 millones de años desde su formación, cuando adquirió un tamaño aproximado al que hoy tiene Marte, la masividad alcanzada obligó a su inestabilidad y consecuente impacto con la tierra.

Así, hace 4533 millones de años, Theia colisionó en ángulo oblicuo con la Tierra a una velocidad aproximada a los 40 mil kilómetros por hora, un impacto que destruyó al protoplaneta, arrojó al espacio la totalidad de su manto planetario y parte del manto planetario terrestre, y hundió su núcleo dentro del núcleo terráqueo. Pruebas de ello fueron halladas por el estudio de Simon y Gargano, al analizar la composición del cloro lunar: “la pérdida de cloro de la Luna ocurrió durante un evento de alta energía y calor, lo que afirma la teoría del gran impacto”, concluyó Gargano.


Fuente: pagina12.com.ar

Imágenes: Shutterstock / NASA / Twitter (@NASA)