MITOLOGÍA

¿Quién es Metatrón, el arcángel más poderoso y controversial de la mitología judeocristiana?

Nacido desde las entrañas de la Edad Media, fruto de los textos cabalistas, Metatrón representa al arcángel más controversial de la mitología judeocristiana, un ser difícilmente comprensible a través de los múltiples textos que a lo largo de la historia lo han descrito de manera dual y en ocasiones contradictoria. Sin embargo, en cualquiera de sus acepciones, se trata del arcángel más poderoso en el reino celestial, lo que le ha valido el título de “Pequeño Yahvé”.

Dado que no es mencionado explícitamente, ni en el Antiguo, ni el Nuevo Testamento, la figura del arcángel Metatrón no es aceptada por el cristianismo, en ninguna de sus variantes. En cambio, sí aparece en el Talmud, lo que llevó a la tradición rabínica a contemplarlo como el escribano celestial y el más importante de los arcángeles. Los estudiosos de la Cábala, encuentran en el texto del Zohar una identificación con el ángel que guió al pueblo de Israel durante su éxodo y lo describe como el rey de los ángeles, que reina sobre el árbol del bien y del mal.

Básicamente, existen dos vertientes que explican su procedencia: que se trata de Enoc, transformado en arcángel, después de varias visitas al reino de los cielos; o que se trata del primer ser de la creación, sentado a la izquierda del padre, lo que en la tradición se asocia con Satanás. En cualquier caso, no es humano, su figura es controversial, y hoy forma parte igualmente del misticismo que del ocultismo.

La etimología de su nombre también plantea serias dificultades. Mientras que algunos sostienen que Metatrón proviene de la expresión hebrea guardián de la entrada, otros creen que obedece a la expresión griega quien está detrás del trono. Ciertamente, no existe correspondencia hebrea para su nombre, que posee muchas variantes: Methraton, Metrator, Merattron, Meetatron, entre otras.

Aunque su aspecto es descrito como el de un ser de fuego divino, con 36 pares de alas y 365 mil ojos, los cabalistas lo ponderan como el más poderoso de los serafines, que en general sólo cuentan con 3 pares de alas. Metatrón, en cambio, tiene este número, multiplicado por 12 (que son las tribus de Israel). Además, al ser escriba del cielo, detenta secretos cósmicos y ostenta una sabiduría infinita; de allí el simbólico número de 365 mil ojos y su referencia a una clarividencia que penetra todo los tiempos, pasados y futuros.

Asociado a la creación de la materia, que los gnósticos identificaron con el mal, y con la sabiduría, asociada por muchas vertientes místicas a la serpiente que tentó a Eva con el fruto prohibido, Metatrón es también el ángel que estuvo en presencia de dios y fue nombrado príncipe de príncipes, como Lucifer en el relato bíblico de Ezequiel.

 

Video relacionado:

  


Fuente: supercurioso.com

Imagen: Shutterstock