GUERRAS

Tres decisiones con las que Hitler podría haber ganado la Segunda Guerra

Hitler y Alemania perdieron la Segunda Guerra Mundial, que dejó un saldo de millones de muertos y heridos. Pero, ¿podría Hitler haber ganado la guerra? Esta fue la pregunta que se hizo Donald T. Payne, antiguo oficial del ejército de los Estados Unidos, y descubrió tres decisiones clave, con las que el Führer podría haber salido victorioso:

1. Hitler debería haberse detenido tras la ocupación de Bohemia y Moravia, la región de los Sudetes y la anexión de Austria, el 12 de marzo de 1938. Con la firma de los Acuerdos de Múnich, suscritos el 30 de septiembre de 1938, las potencias solo le daban dos opciones a Checoslovaquia: entregar los territorios ocupados o combatir sola al nazismo. Inglaterra ya había pactado con Hitler que sus dos países no entrarían en guerra.

0111.H.N2.Victoria1

2. En marzo de 1939, Emil Hácha, presidente checo, en plena crisis separatista de Eslovaquia, solicitó el apoyo de Alemania a cambio de convertirse en uno de sus protectorados. Hitler, en vez de eso, amenazó a Hácha, avanzó sobre Praga y violó los Acuerdos de Múnich. Según Payne, “si Hitler no hubiera violado el pacto y hubiera utilizado una probable conferencia a cuatro bandas para reclamar el Corredor de Danzig, hubiera cumplido el sueño de unir Alemania”.

0111.H.N2.Victoria2

3. Hitler debería haber limitado su ocupación de Polonia al corredor y la ciudad libre de Danzig (arrebatadas a Alemania tras el Tratado de Versalles). Al representar solo un 4 por ciento del territorio enemigo, el Führer podría haber solicitado la paz, y probablemente Polonia hubiera aceptado, al igual que Los Aliados, para evitar una guerra en el corazón de Europa.


Fuente: abc.es

Imágenes: Shutterstock