astronomia

Un espectacular nuevo cometa se aproxima a la Tierra

Un nuevo y espectacular acontecimiento astronómico espera a los habitantes de nuestro planeta, cuando a mediados de octubre el cometa C/2012 Panstarrs K1 se aproxime a la Tierra a la distancia mínima para poder ser contemplado a simple vista.

La información publicada por el diario ABC informa que el cometa fue descubierto en mayo del año 2012, gracias al telescopio Panstarrs, en Hawái, que pudo detectarlo cuando aún era un objeto extremadamente débil. Desde entonces, hasta hoy, el objeto desarrolló una cola imponente y aumentó sensiblemente su actividad, a tal punto que ya es visible en la constelación de la Osa Mayor con unos simples binoculares, siempre que el espectador se encuentre situado en el hemisferio norte.

Según el informe astronómico, a partir del 27 de agosto, el cometa se tornará invisible por la incidencia de la luz solar, pero volverá a ser visible durante las madrugadas a partir del mes de septiembre. Entonces, desde el 15 de septiembre, cuando haya cruzado la línea del ecuador celeste, el cometa será visible a simple vista para alcanzar su mayor brillo entre el 29 de septiembre y el 23 de octubre.

Según precisaron los expertos, tanto la cola, como la actividad del comenta, van desarrollándose a medida que el objeto se acerca al Sol. Se espera que en unos cinco meses llegue al perihelio y se convierta en un verdadero espectáculo para su observación a través de cualquier tipo de óptica.

La máxima aproximación a nuestro planeta será de 142.120.000 kilómetros, muy poca distancia si se la compara con los 1.301.520.000 kilómetros que lo separaban de nuestro planeta al momento de su descubrimiento.