Inicio

Ni océano, ni selvas: ¿de dónde viene el oxígeno que respiramos?

El acervo popular considera que los océanos o el Amazonas son fuente del oxígeno que respiramos, pero no es así.
Por HISTORY Latinoamérica el 04 de Septiembre de 2021 a las 07:00
Ni océano, ni selvas: ¿de dónde viene el oxígeno que respiramos?-0

Es común escuchar que el oxígeno que respiramos proviene del océano, o de las selvas tropicales. Sin embargo, el biólogo español Carlos, una de las autoridades máximas en vida oceánica, asegura que dicha afirmación no tiene sustento científico.

 

¿Qué sucede con el oxígeno de océanos y selvas?

De Donde Proviene El Oxigeno
Pulmones verdes del planeta Tierra.

“En el océano, al igual que en los ecosistemas terrestres, la mayor parte del oxígeno que se produce se consume por los propios organismos del ecosistema, tanto en el caso de las cianobacterias y en la Amazonia también el balance de oxígeno es casi neutro”, explica Duarte.

“La fotosíntesis produce oxígeno, pero toda la cadena trófica y los microorganismos lo consumen, de forma que el balance neto es cercano al cero”, continúa. Esto significa que las grandes cantidades de oxígeno generadas en océanos y selvas son consumidas por los mismos organismos que las generan.

Entonces, ¿en dónde se genera el oxígeno que respiramos?

De Donde Proviene El Oxigeno
Mujer respirando aire en el bosque.

“El oxígeno que está presente en la atmósfera procede del evento de la ‘Gran Oxigenación’, que ocurrió con el desarrollo de la fotosíntesis hace millones de años, y es ese oxígeno el que continúa siendo el legado que encontramos en la atmósfera y el que mantiene nuestra respiración”, señala el experto.
Se trata de un proceso que ocurrió hace aproximadamente 2400 millones de años, por la proliferación de billones de cianobacterias. Mucho más tarde, hace unos 600 millones de años, el proceso tuvo otra fase, que terminó por completar la configuración atmosférica que  conocemos.

Un oxígeno difícilmente agotable

De Donde Proviene El Oxigeno
Atmósfera terrestre.

Para más datos, Duarte asegura que si se quemaran todos los combustibles fósiles de la Tierra, la enorme masa de oxígeno no lograría bajar del 3 por ciento. 
“La reserva de oxígeno en la atmósfera es tan enorme, que si pudiéramos hacer un experimento mental de apagar la fotosíntesis y que no hubiera nueva producción de oxígeno en la biosfera, podríamos seguir respirando no solo nosotros, sino todos los organismos del planeta, durante tres mil años o más”.

Fuente
vozpopuli.com (Antonio Martínez Ron)
Créditos Imagen
Istock